Seleccionar página

El 13 de diciembre vamos a celebrar el XII Encuentro Estatal de Aprendizaje-Servicio. ¡Poco nos imaginábamos las 30 personas que nos reunimos por primera vez a finales del 2008 en Portugalete cómo iba a evolucionar esto!

En aquel momento éramos un puñado de catalanes, que desde el 2005 habíamos creado el Centre Promotor d’Aprenentatge Servei; un puñado de vascos, que el año anterior habían constituido la Fundación Zerbikas, y, para completar el chiste, unos cuantos madrileños de la Fundación Tomillo.

Nos motivaba la oportunidad de compartir como cada grupo estaba impulsando el aprendizaje-servicio en su territorio y el Ayuntamiento de Portugalete, con visión, generosidad y una tremenda hospitalidad, nos acogió en los cuatro primeros encuentros anuales.

Año tras año el grupo inicial fue aumentando con las aportaciones de grupos de otras Comunidades Autónomas y, sin comerlo ni beberlo, sin apenas perseguirlo, nos convertimos en una auténtica red de intercambio: de expertos, de publicaciones, de proyectos, de estrategias de desarrollo. Respetando cada proceso pero, al mismo tiempo, alimentando una gran curiosidad por lo que iba haciendo y consiguiendo cada uno.

Bueno, pues sí, ¡estamos funcionando como red! -admitimos en el 2010- pero no nos dimos ninguna prisa en legalizarnos, nadie quería poner el carro delante de los bueyes… hasta que la necesidad de enfrentarnos a nuevos retos o más ambiciosos nos exigió constituirnos como asociación Red Española de Aprendizaje-Servicio (RedApS).

Durante estos años hemos continuado los encuentros estatales, cambiando la ubicación desde el quinto año: Barcelona, Madrid, Logroño, Valencia, Gijón, L’Hospitalet, Coslada y el 13 de diciembre de este año, Pamplona.

Poco a poco se fue esponjando el mismo concepto del encuentro, que desde hace años es un evento abierto al público y separado de la asamblea anual de la RedApS y además incorpora el acto de entrega de los Premios Aprendizaje-Servicio.

En tanto que sector social y sin pretenderlo de entrada, nos hemos curtido en la cooperación entre los diferentes grupos territoriales de la misma red, sumando también al sector privado y al sector público en aquellos proyectos en los que tenía sentido hacerlo.

Efectivamente, creo que un buen ejemplo y muy concreto de cooperación entre sectores es la celebración de este Encuentro anual y de los Premios, iniciativas en las que colaboramos entidades sociales, centros educativos, universidades, empresas y administraciones públicas, asumiendo diferentes roles, compromisos y responsabilidades. haciendo cada uno lo que le toca, lo que les es propio.

Entre las diversas manifestaciones de esta colaboración justo es resaltar el enorme esfuerzo de trabajo voluntario llevado a cabo por los miembros de la RedApS: más de 100 personas están aportando anualmente su talento evaluando los proyectos que se presentan a los premios, organizando el evento, acompañando a los centros premiados, moderando las mesas de diálogo y, sobre todo, promoviendo el aprendizaje-servicio en sus territorios.

Estamos plantando semillas y regándolas continuamente, incansablemente. Semillas de confianza, de valores compartidos, de redes. No es un ejercicio de coordinación -que es un acto de inteligencia- sino de cooperación -que es un acto de amor… ¿y si vienes el 13 de diciembre a Pamplona a comprobarlo?

 

Share This