Seleccionar página

Reciben el nombre de NINI, aunque tal vez sería más preciso NININI, o sea: ni estudian, ni trabajan, ni quieren hacerlo.

No son las personas que no tienen trabajo y lo están buscando, sino las que intentan vivir sin dar un palo al agua, que no es lo mismo.

La palabra NINI me hace bastante gracia, porque ese era el nombre bastante absurdo que le daba mi hija al chupete, ¡bendito invento! hasta que un buen día se perdió, o mejor dicho, su mamá y su papá “lo perdieron”. ¡Todo tiene un límite!

Yo le veo una relación evidente, porque si los NINIS tuvieran que escoger un logo, un chupete sería muy adecuado. Aunque no creo que lo hagan porque escoger es  muy cansado, uf, hay que buscar imágenes, comparar,  tomar una decisión… ¡qué pereza!, con lo bien que se está sin hacer nada.

La verdad es que conozco unos cuantos NINIS. No todos son jóvenes ociosos, algunos incluso son maduritos que se lo pueden permitir. Cuesta imaginar cómo se pueden pasar las horas sin hacer gran cosa, un día detrás de otro, como los leones que posan en los documentales apenas moviendo la cola, pero así es.

Sin ir más lejos, no hace muchos días conocí una chica que llevaba tres días sin salir de su casa, sin quitarse el pijama. Todavía no habían empezado las clases en el instituto y afuera en la calle hacía frío, si es que frío se puede llamar a 4 grados sobre cero, que tampoco hay para tanto.

La joven se había pasado los tres días del chat a la telebasura y de la telebasura a bajarse videos musicales por internet. Un plan no-stop apasionante. Me recordó una aguda observación de un profesor de secundaria: Cuesta más pasar de actividad “cero” a actividad “uno”,  que de actividad “cuatro” a actividad “ocho”. Probablemente pasar a la acción es más un hábito que una actitud. Si no lo ejercitas, cada día que pasa estás más lejos de él. Así de simple.

Es curioso encontrar auténticos zánganos en medio de nuestra denostada cultura de la hiperproductividad, impaciente, frenética, dominada por la velocidad…¿será que un extremo no puede existir sin el otro?

Share This